Un lugar donde compartir la pasión por escribir y leer, a parte de transmitir mis experiencias como escritor mediante consejos, opiniones...

lunes, 20 de junio de 2016

Origen ¿Es una película perfecta?

La respuesta a esta pregunta es un claro y contundente "NO". Porque "Origen" es muy buena, tiene carisma, tiene algo especial y por su puesto tiene la marca de Cristopher Nolan, para mí un director excepcional

Origen en principio es una película que ha desaprovechado en parte su potencial. Es decir hace pensar al espectador de una forma controlada y pese a que tiene profundidad, tiene mensaje y no es un entretenimiento totalmente vacío, no es contundente en su mensaje.

Las mejores películas tienen algo que decir y te lo arrojan a la cara, sin miedo, sin medias tintas y convierten todo a su alrededor en un medio para engrandecer y dar profundidad al mensaje.

Es decir, EL club de la Lucha es una película sobre existencialismo, sobre Nihilismo. Todo lo que no es una clara referencia a ese mensaje es un desarrollo de personajes para que contextualizas su situación y apliques dicho mensaje.

El padrino es una película sobre como el alma de un hombre bueno se puede perder de forma irremediable por las circunstancias de un mundo hecho para criminales. Como ese descenso de la moral es orgánico e incluso asumible por el espectador, que no es chocante pero que sin embargo convierte a Michael en un Monstruo. Todo está orienado a transmitir eso.

Seven, es la historia sobre el pecado, sobre nuestra relación con ellos. Y todos los asesinatos, todas las discusiones son una simple forma directa de ponernos esos pecados en un contexto hostil e ineludible que obligue a la película a afrontarlos cara a cara.

Todas estas obras maestras tienen una cosa en común. Cuando sales del cine, o cuando apagas el televisor. Hay un momento en el que te planteas cosas. ¿Podría acabar yo como Michael Corleone? ¿Mi vida es una mentira basada en el consumismo pero realmente está vacía como le pasa a Jack? ¿Yo reaccionaría diferente que Brad Pitt si viviera el final de Seven?

¿Qué se pregunta uno cuando acaba de ver Origen?

Y es que esto es lo que separa una gran película de una obra maestra. No hay ninguna pregunta que hacerse porque esta película trata su mensaje como algo que no es relevante. Lo importante de Origen es lo espectacular, lo increíble de su guión, la sorpresa.... lo hace todo bien pero no tiene un mensaje que te haga pensar.

De hecho sus personajes son obtusos a la hora de establecer una evolución coherente porque simplemente no son coherentes. Son protagonistas de una película de robo a un banco solo que con sueños.

El escenario es original, todo lo que se propone lo hace simplemente perfecto, pero el problema está en lo que no se propone.

NO SE PROPONE CONTAR UNA IDEA SINO UNA HISTORIA

Esto está bien. Pero yo no puedo llamar "obra maestra" como he oído de esta obra a una historia muy buena. Yo nunca llamaría obra maestra a Pulp Fiction pese a que se que es maravillosa por esto.




No hay comentarios:

Publicar un comentario